Translate

domingo, 21 de enero de 2018

INSTITUTO BÍBLICO Y ORIENTAL SEDE DE CISTIERNA. RESUMEN DE LA CONFERENCIA DEL REVERENDO D. ANGEL DE LA VARGA: CRISTOLOGIA EN ORÍGENES (19 de enero 2018)




Comenzaba diciendo el Reverendo d. Ángel de la Varga que es muy necesario  mirar a la teología de los primeros siglos del cristianismo, sobre todo, para estar avisados y atentos a que los antiguos errores anatemizados en numerosos concilios no adquieran legitimidad en el presente, cuando  antiguas herejías aparecen de nuevo como la mala hierba en el seno mismo de la Iglesia Romana.
Resumía brevemente la biografía de Orígenes. Nacido en una familia cristiana de Alejandría. Su padre Leónidas, fue martirizado en 201 durante la persecución de Septimio Severo. Orígenes fue un prolífico y gran escritor apologético y dogmático, a veces mal juzgado por no tener en cuenta la totalidad de su gran obra escrita. Sus escritos tenían como ciclópea base un gran conocimiento de los textos bíblicos. Durante la persecución de Decio en 250, Orígenes fue detenido. En prisión es salvajemente torturado y confiesa con valor la fe cristiana. Cuando cesa la persecución después de la muerte del emperador, fallece Orígenes muy debilitado por las torturas infringidas durante el cautiverio. La Trinidad, algo nuevo y escandaloso para los creyentes que procedían del judaísmo, será uno de los temas centrales tratado por Orígenes en sus obras. Decía d. Ángel que la afirmación de la Trinidad es el núcleo de nuestra fe cristiana desde los tiempos de Orígenes hasta la actualidad. Asistimos en la época de Orígenes a la acuñación y creación de ciertos términos para explicar la Trinidad. En esta acuñación de términos, alguno de ellos utilizado por determinadas escuelas o pensadores, se producen errores que derivaron en auténticas herejías trinitarias: monarquismo; adopcionismo; modalismo etc. La aportación de Orígenes a la comprensión del misterio de la Trinidad es enorme. Orígenes es el vértice de la explicación trinitaria. Y ya para terminar, es conveniente para muchos católicos enfermos por el morbo de las innovaciones protestantes en la liturgia e incluso algunos teólogos que se dicen católicos en lo doctrinal, mirar hacia las convicciones y la fe del pasado acuñadas en el magisterio de los Santos Padres. Un pasado nunca pasado que siempre unió a los católicos del mundo entero y les puso en estado de alerta contra la desorientación reinante. Un pasado donde el  Magisterio advertía siempre sobre doctrinas y modas. Triste es el espectáculo hoy día de muchos católicos entregados a teosofías orientales completamente erróneas, cerrilmente seguidas por aquellos que ignoran los fundamentos más elementales de su fe, definidos hace ya 1800 años. 


El Reverendo d. Ángel de la Varga en el aula de Teología del Instituto Biblico y Oriental de Cistierna


No hay comentarios:

Publicar un comentario